Archivado el expediente contra Valle y Paco

Tras cuatro días de encierro en su sede, los trabajadores del servicio 061 Granada consiguen una resolución favorable para los dos compañeros expedientados por denunciar problemas de seguridad en el helicóptero e instar a su paralización. El caso se ha archivado, aunque la empresa «sigue sin reconocer su error», lamenta la plantilla.

Encierro 061 Granada

Más del 50% de la plantilla se ha sumado a la movilización.

Actualizado el 17/01/2012: Los trabajadores del 061 han hecho realidad aquello de que «la unión hace la fuerza». Tras cuatro días de encierro en su sede, han logrado una resolución favorable para sus compañeros Valle y Paco, a los que la Empresa Pública de Emergencias Sanitarias (EPES) expedientó por denunciar problemas de seguridad del helicóptero e instar a la paralización de la actividad hasta resolver estas deficiencias. La dirección ha comunicado esta tarde que el caso queda sobreseído y archivado, con lo que la médico y el delegado de prevención de riesgos no serán sancionados.

En su resolución, EPES «sigue sin reconocer», sin embargo, que «se equivocó al acusar de negligencia a ambos profesionales por velar por la seguridad» del servicio, lamentó José Morales, presidente del comité de empresa. De hecho, para la gerencia «queda acreditado» que ambos «incurrieron en negligencia e improcedencias graves en el ejercicio de sus funciones». No obstante, «considera oportuno no ejercitar la facultad disciplinaria» porque, según indica, «no se llegó a producir la interrupción del servicio» y se «advierte falta de conocimiento por los interesados».

Trabajadores del 061, durante su encierro.

Trabajadores del 061, durante su encierro.

EPES subraya, además, que «las discrepancias sobre la disposición de los elementos asistenciales» -en referencia a la denuncia de ambos profesionales sobre la falta de sujeción homologada en el helicóptero para el material médico quirúrgico- «se han venido abordando mediante los procedimientos de calidad».

En vista de estas disposiciones, la resolución ha dejado cierto «sabor agridulce» entre la plantilla, «en total desacuerdo» con este planteamiento, señaló Morales. «Los expedientes no estaban justificados, por eso los han sobreseído», resaltó. En cambio, «dan a entender que los están perdonando o que les hacen un favor porque no sabían lo que hacían, cuando no es así», recriminó el representante sindical, que alabó el «celo profesional» de Valle y Paco cuando decidieron comunicar las «deficiencias» de la aeronave, «una falta de seguridad» que la plantilla ya había denunciado dos meses antes «sin que la dirección tomara cartas en el asunto».

Conscientes de que las deseadas disculpas «nunca llegarán», los trabajadores celebran «el lado positivo»: gracias a la «lucha colectiva», concluida esta tarde tras conocer la resolución favorable, han conseguido «que se haga justicia».

Cuatro días de encierro

Actualizado el 15/01/2013: Los trabajadores del 061 Granada mantendrán el encierro en su sede hasta que la Empresa Pública de Emergencias Sanitarias (EPES) «archive el expediente» abierto a dos compañeros y «reconozca que no se produjo negligencia» alguna cuando denunciaron los problemas de seguridad del helicóptero sanitario e instaron a la paralización de la actividad hasta resolver estas deficiencias. Así lo anunció el presidente del comité de empresa, José Morales, tras la reunión mantenida esta mañana con la empresa, que se ha comprometido a «emitir una resolución el próximo viernes».

«Estamos muy indignados por el tipo de gestión y la manera de resolver esta situación, que podría haber sido inmediata si el gerente tuviera más voluntad», señaló Morales, para el que «no es de recibo» que profesionales de la salud y pacientes vuelen en «condiciones precarias y sin las sujeciones homologadas para el material médico quirúrgico».

El representante sindical tildó de «atropello» los expedientes abiertos a sus compañeros por comunicar estas deficiencias, ya que la ley de prevención de riesgos insta a notificar a la empresa los problemas de seguridad que se detecten. «El desgaste emocional de este trabajo es muy alto porque a diario tienes que ver sufrir a muchas personas. Si encima te ves obligado a pelearte con tus jefes porque te hacen trabajar en condiciones de inseguridad, la situación pasa a ser un tanto kafkiana», lamentó Morales. «Deberían reconocer que se han equivocado y pedir disculpas», agregó el presidente del comité de empresa, al que EPES-061 comunicó esta mañana la imposibilidad de retirar ambos expedientes, a los que ya han dado curso «con su instrucción».

La empresa negó, por su parte, que la medida disciplinaria responda a las denuncias de inseguridad de ambos trabajadores y asegura no existía riesgo alguno para la plantilla que realiza su labor en el helicóptero sanitario. Sigue siendo un enigma por qué decidió entonces subsanar las anomalías detectadas por los trabajadores «en menos de dos horas», tal y como informó el personal.

Según apuntó EPES-061, los expedientes se han abierto ante la «gravedad» de «intentar interrumpir el servicio de forma injustificada». Aunque el servicio no se llegó a paralizar, la dirección considera necesario investigar lo sucedido para «depurar posibles responsabilidades de las personas implicadas».

Primer día de encierro

Bajo el lema ‘El expediente para el negligente. Todos somos Valle y Paco’, trabajadores del 061 Granada se han encerrado en su sede, situada en el edificio CMAT del Parque Tecnológico de la Salud (PTS), para protestar por los expedientes disciplinarios abiertos a dos compañeros «por alertar de problemas graves de seguridad» del helicóptero sanitario de Baza, en un caso, e «instar a la paralización de la actividad» hasta no resolver las deficiencias, en otro.

Ambos empleados -en concreto una médico y el delegado de prevención de riesgos laborales– se enfrentan a faltas que van «de graves a muy graves, con riesgo de despido» por «velar por la seguridad de pacientes y personal», denuncia la plantilla, que ha decidido iniciar esta movilización para mostrar su «repulsa» por lo sucedido.

encierro 061 Granada

Los trabajadores exigen la retirada de dos expedientes discipliinarios

Según explican los trabajadores, en octubre notificaron las deficiencias detectadas en el helicóptero del 061 tras los cambios que Inaer, empresa responsable del servicio, introdujo «de forma unilateral» en su configuración, «dificultando la adecuada asistencia a los pacientes» . Así, el material electromédico, como las botellas de oxígeno por ejemplo, «no estaba fijado» en la aeronave, «sino suelto», con lo que «se corría el riesgo de que saliera disparado y golpeara a personas enfermas y profesionales» durante el vuelo. A pesar de que esta UVI móvil atiende a pacientes críticos, «tampoco era posible ver el ritmo cardíaco en el monitor por su disposición», lamentan los empleados, que detallaron deficiencias como éstas en un completo dossier con fotos sin que el director del 061 de Granada, Eladio Gil Piñero, «adoptara medida alguna al respecto».

Después de dos meses «sin respuesta», una médico volvió a denunciar el pasado 5 de diciembre estas deficiencias, ante lo que el delegado de prevención «en cumplimiento de su deber, instó a la paralización de la actividad» hasta resolverse, explica la plantilla. «Gracias a la acción de estos dos profesionales -agrega-, en menos de dos horas, la empresa subsanó las graves deficiencias que afectaban a la seguridad de trabajadores y pacientes».

encierro Granada 061

Muchos de los trabajadores han dormido en el edificio.

Aunque el helicóptero del servicio de Urgencias y Emergencias no llegó a quedar inactivo «en ningún momento», la compañía expedientó a ambos trabajadores, alegando que la denuncia se basaba «en un juicio de valor», en el caso de la médica, así como «la supuesta falta de potestad» del delegado para inmovilizar la aeronave, critican sus compañeros.

«Lo lamentable es que en lugar de agradecer el celo profesional de ambos, se haya adoptado esta medida disciplinaria», denuncian el comité de empresa y los delegados de prevención del 061 Granada. «Lo ocurrido es un atropello contra los principios básicos de la prevención y consecuencia directa de la dejación habitual de nuestros directores, que no cumplen su función», recriminan los empleados, que exigen la «retirada de ambos expedientes».

(14/01/2013)

Comentarios en este artículo

  1. […] del helicóptero e instar a la paralización de la actividad hasta resolver estas deficiencias. El caso queda sobreseído y archivado, con lo que la médico y el delegado de prevención de ries…. Los detalles, en […]

    Granada despierta con un principio de acuerdo para poner fin a la huelga de basura | Granada despierta

¡Danos tu opinión!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.