«¡Utero, vagina! ¡Me-di-ci-na!»

Los alumnos de Medicina han invadido la Plaza de la Universidad un año más con las tradicionales novatas al grito de «¡Utero, vagina! ¡Medicina!» y lanzando retos a sus compañeros de Derecho. Los intentos de las autoridades universitarias por atajar la costumbre han vuelto a fracasar, y las terrazas de la zona a fastidiarse.

Novatadas San Lucas

Los ‘novatos’ se sientan en cartones para no manchar. Foto: Granadaimedia.

«¡Útero, vagina! ¡Me-di-cina!». «¡De Derecho el que no bote!». «¡Derecho es un cursillo!». A estos gritos, los alumnos de Medicina arribaron este mediodía a la Plaza de la Universidad celebrando la festividad de su patrón, San Lucas, a las puertas de sus «rivales» de la Facultad de Derecho. Los ‘novatos’ de Primero llegaban bien enharinados y pintarrajeados, obligados a danzar al son que marcaban sus compañeros de cursos superiores. Y los negocios de la plaza suspiraban, no sabiendo si alegrarse o temblar.

«El que hace su agosto es la tienda del chino», explicaban en la Cafetería Cinema Plaza. «A nosotros lo que hacen es metérsenos en el baño a lavarse y poco más, porque o vienen con sus litros o se los compran a la tiendecilla, pero poco más». En ese momento, un estudiante con bata verde y un ‘3’ pintado en la cara -para ser identificado como «veterano» y no recibir harina ni huevos podridos- se acerca y pregunta «si me pido un refresco, ¿puedo usar el baño?«.

Novatadas San Lucas

Los veteranos ‘Picapiedra’ protegen el suelo de la Plaza de la Universidad. Foto: Granadaimedia.

Un año más, los intentos del decanato y el rectorado para pedir mesura han fracasado aunque, eso sí, incorporan una novedad: los propios veteranos, disfrazados de ‘Picapiedras’, se han encargado de desplegar plásticos y cartones por el suelo de la Plaza para controlar la suciedad, aunque detrás llegase el dispositivo de Inagra para arreglar completamente el desaguisado.

«Esto no se puede prohibir. Si no hacemos daño a nadie, nos lo pasamos bien, hacemos amigos… Si no fuese por la novatadas, igual hay gente de Primero y de Quinto que no coincidiría nunca», explica Alberto, alumno de Tercero. Peor lo lleva el personal de la Facultad de Derecho: «se pican mucho, pero nuestros alumnos disfrutan. Lo malo es pasar por aquí al lado sin mancharte, pero vamos, año a año ellos se moderan y uno coge práctica«, explica un profesor.

Mientras tanto, la estatua manca de Carlos V -o Zizou 7, si se atiende a la pintada- volvió a recibir al ‘Lucas’ enganchado antes de tirarse sobre la multitud de novatos para que los recogiesen. Es una tradición que estos mismos alumnos de Primero mantendrán el año que viene, al grito, que se oirá primero en la Avenida de Madrid y luego recorrerá todo el Centro, de «¡Un, dos, tres, cuatro! ¡Queremos sangre de novato!».

(17-10-2013)

Comentarios en este artículo

  1. A estos no les persigue la policía, eso sí, intenta hacer una actuación o simplemente pararte en mitad de una calle y recitar un poema a viva voz, a ver qué pasa. Lástima de instituciones.

    Paco
  2. Bien reflejado, respetando a los universitarios.

    PD: Los videos en las noticias molan.

    Juanjo

¡Danos tu opinión!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.