Temporada de obras en el Albaicín

El Palacio de Dar al Horra, el Horno de Oro, el Bañuelo y el Hotel Reúma se encuentran en obras. El Patronato de la Alhambra ha iniciado obras de conservación pero no garantiza, en algunos casos, su apertura inmediata.

Bañuelo Carrera del Darro Albaicín

Una pareja lee el panel informativo del Bañuelo, en cuya puerta se puede ver un cartel de cerrado por obras.

El Patronato de la Alhambra y el Generalife ha iniciado una serie de intervenciones en distintos inmuebles catalogados del Albaicín, de cuya recuperación se hizo responsable hace dos años tras un acuerdo con la Delegación de Cultura de la Junta de Andalucía. El Palacio de Dar al Horra, la casa morisca del Horno de Oro, y el Bañuelo permanecen estos días cerrados al público por obras de urgencias que no garantizan, en todos los casos, su apertura inmediata. Sólo los baños árabes de la Carrera del Darro abrirán al público de forma inminente, el próximo 7 de junio.

A la lista de reformas hay que sumar los trabajos de conservación y limpieza que se están realizando en el Hotel Reúma, adquirido en el año 2000 por el Patronato de la Alhambra, donde se están llevando a cabo desde hace días catas arqueológicas. La directora del Patronato de la Alhambra, Mar Villafranca, ha comentado en alguna ocasión que el Hotel Reúma será un espacio de actividades sobre proyectos relacionados con el Valle del río Darro, que pretende abrirse a la participación de los vecinos del Albaicín. La reforma y adaptación del edificio tardará todavía unos años.

El arquitecto conservador del Patronato de la Alhambra, Francisco Lamolda, ha explicado a GranadaiMedia que se trata en la mayor parte de los casos de actuaciones urgentes a la espera de elaborar estudios o proyectos definitivos.

palacio-dar-al-horra

Exterior del Palacio de Dar al Horra, en el Callejón de las Monjas.

A mediados de junio se cumplirá un año del cierre del Palacio de Dar al Horra, la que fuera residencia de Aixa, la madre de Boabdil. La intervención arrancó en octubre pasado y se ha logrado en este tiempo reparar las cubiertas. En este momento se están llevando a cabo tareas de restauración del friso de madera y el alero del patio. Lamolda aseguró que «no hay una previsión de que se abra al público a corto plazo puesto que se está a la espera de conocer los informes técnicos que tienen que ver con las fisuras». El estudio geotécnico -indicó Lamolda- ofrecerá información más precisa sobre las causas de las grietas para luego aplicar posibles soluciones.

En el Bañuelo, Lamolda explicó que se está procediendo a la limpieza de cubierta y reparación de filtraciones de los baños y alguna pequeña adaptación del acceso para hacer más confortable la visita. Muy cerca de allí, en la casa morisca de la calle de Horno de Oro, los trabajos se dirigen a resolver algunas humedades en los muros y arreglar fisuras.

Obras en el Hotel Reúma, donde se llevan a cabo catas arqueológicas.

Obras en el Hotel Reúma, donde se llevan a cabo catas arqueológicas.

El Hotel Reúma, el Bañuelo y la casa morisca de Horno de Oro, que junto al palacio de Dar al Horra forman parte de la que se ha denominado ruta de la Dobla de Oro, se encuentran muy cerca los unos de los otros, en torno al eje de la Carrera del Darro y el Paseo de los Tristes, lo que para algunos es la «calle más bonita del mundo».

También allí tiene su sede el Museo Arqueológico, cerrado al público desde hace cuatro años; el Maristán, totalmente abandonado; la Casa de las Chirimías, en desuso; o la Casa Ágreda, clausurada y en venta. Inmuebles, todos ellos, de los que nada tiene que ver el Patronato de la Alhambra, pues son propiedad de la Junta de Andalucía o el Ayuntamiento de Granada, pero que, si se apostase por su restauración, añadirían un atractivo más a una zona donde, a día de hoy, sólo avanza la restauración de edificios convertidos en hoteles y apartamentos turísticos.

(27-5-2014)

¡Danos tu opinión!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.