Tiempo de ratas y de comilona

Los vecinos denuncian presencia de ratas en La Paz y Rey Badis, donde un foco de insalubridad provocó un brote de hepatitis A a finales de 2011. La factura que adeuda el Ayuntamiento a un negocio de Campo Verde por una comida contemplada como «actividad cultural» causa más revuelo en la junta municipal del distrito Norte.

junta municipal de distrito norte mes de junio 2012

Junta Municipal del distrito Norte, el pasado martes, 12 de junio.

Con el buen tiempo se reproducen todas las especies, también las ratas. La presencia de estos malditos roedores fue una de las denuncias vecinales vertidas en la junta municipal de distrito del martes, 12 de junio.

«Hay ratas enormes en la calle Blas Moreno» (barriada de La Paz), aseguró Jemi Sánchez, la vocal del PSOE en la junta municipal de la zona Norte.

Los roedores también han hecho acto de presencia en Rey Badis. Loly Alonso, de la asociación de vecinos del barrio, indicó que a la espalda de la farmacia que da a Casería del Cerro, en la misma Plaza de Rey Badis, hay un local cerrado del que salen muchas ratas. «Nos han dicho que es de unos curas», comentó la vecina.

Pero la de ratas no es la única plaga del barrio. Alonso se referió a la necesidad de fumigar los árboles «que están comidos de bichos». Se trata, además, de alguna especie que provoca urticaria y que también ha salido a relucir desde La Paz en juntas municipales anteriores.

Se da la circunstancia de que en Rey Badis hay focos de insalubridad incontrolados. El año pasado, un brote de hepatitis A en la zona obligó a una campaña de vacunación masiva en el barrio.

 

La comilona cultural

Con todo, no fueron las ratas las que más comentarios levantaron en la junta muncipal del distrito Norte de este mes de junio, sino una factura: la que le adeuda el Ayuntamiento de Granada a un restaurante de Campo Verde.

El presidente de la asociación de vecinos del barrio trasladó su preocupación porque el dueño del negocio no ha cobrado los 1.100 euros de «la comida en el restaurante» que organizó su asociación a cuenta del presupuesto para actividades culturales del año pasado. «¿Mil cien euros en una comida?», comentaban por lo bajo y desconcertadas algunas vecinas que seguían la asamblea.

En la junta municipal de noviembre de 2011 (como se puede leer en el punto cuatro del acta), Antonio Vallejo, vocal del PP y coordinador del área de Cultura en este órgano del barrio, informó de que se había aprobado el «programa de actividades» que había presentado cada barrio.

En la junta anterior, la de octubre, el secretario había informado que cada asociación debía presentar su propuesta de actividades, ajustándose al presupuesto, que era de 9.000 euros para todo el distrito (punto cuatro del acta de ese mes). El reparto fue de 1.100 euros para cada barrio.

Campo Verde optó por una comida en un restaurante del barrio, «pero otros han hecho excursiones», se defendió Brígido López cuando notó el revuelo que ocasionó su intervención entre el público de la sala. «Hemos presentado la factura y no ha sido abonada», reclamó el representante vecinal.

El propietario del establecimiento ha confirmado a GranadaiMedia la deuda de la factura, pero ha declinado dar detalles sobre la comida que ofreció a la asociación de vecinos del barrio.

¿Se admite comida como actividad cultural?

(15/06/2012)

Comentarios en este artículo

  1. Bueno, mil euros para dar de comer a un barrio de la zona norte con motivo de las fiestas no lo veo una barbaridad…y si le preguntan a los vecinos si quieren una excursión o una comilona…qué creéis que van a decir? qué estamos en la zona norte de Graná no en beberly hills!!

    Javier
  2. Javier, en efecto, mil euros para dar de comer, por ejemplo, con una paella, no es un exceso. Pero no es el caso. Esto no tiene nada que ver con las fiestas. Ha sido una comida entre noviembre y diciembre, con la asociación de vecinos. O sea, no se trata de una comida comunitaria, sino de un grupo de personas en un restaurante, como actividad cultural.

    Ana C. Fuentes
  3. Se han presentado las facturas de las demás AA.VV. para saber en que han invertido cada una esos 1.100€.
    Porque hay quien sólo ha dado una merienda para mayores. Y excluyo a todas las demás personas del barrio.

    Puri
  4. Las facturas deben haberse presentado todas (era obligatorio para pagar el dinero). Nosotros hemos sabido en concreto de la reclamación de Campo Verde porque su presidente habló del tema en la junta municipal de Distrito. Y sí, Brígidio dejó caer que cada asociación hizo con el dinero aquello que entendió conveniente… aunque a nosotros no nos consta. A ver si nos dicen en qué se empleó el dinero en otras asociaciones. Si sabes algo, puedes escribirme a zonanorte@granadaimedia.com

    Ana C. Fuentes

¡Danos tu opinión!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.